miércoles, 16 de enero de 2008

PARA MI EDU

Que si no te quiero, que si no me importas, que si no te llamo, que si no te escribo, que si no te valoro.

Nuestras noches se llenaron sorbo a sorbo de interminables confesiones y momentos en los que nuestra confianza iba creciendo. De piques y reproches están repletas nuestras conversaciones, diálogos de niños que alimentan nuestros días y nuestra amistad, la verdad es que me encanta discutir contigo.

Poco a poco vamos embriagando nuestros días de promesas encadenadas que esperan encontrarse con nosotros, de mensajes que esperan ser leídos y de valores que esperan ser descubiertos.

Me enorgullece que formes parte de mi vida, me alegra que estés ahí siempre, me gusta que nos preocupemos el uno del otro aunque a veces sea en silencio, porque te valoro más de lo que crees y te tengo presente siempre.

2 comentarios:

Martu dijo...

ohhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh! que bonitooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo :)
deja de quejarte nenico! jejeje

Izu dijo...

:D:D:D

Ella sabe por que me quejoooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo

jejejeje... pues muchas gracias por esas palabras.. la verdad llegan al corazon.. y sabes que es reciproco..

Un enorme abrazo.. :)